¿Quién?

Espiritual 103 Visitas

¿Quién? 1

Plasmar mi musa en un lienzo como idea inicial

diseñando cada trazo  poco a poco con precisión

bajo una cascada cristalina donde contemplar

el reflejo de  su rostro pudiera.

Llegado el momento de dar color a mi fantasía,

intente resaltar la belleza de su mirada

sin percatarme que me hacían falta mis óleos,

mis pinceladas inútiles sin ellos serian.

 

Pobre de mí,  pintor sin lienzo, la imponente

presencia que me seduce y con sus alas vuelo,

un firmamento que inspira tras la mirada del arco iris

el alma con su  perfume del que percibes,

 

el frasco y su contenido como algo inseparable,

la misma esencia de la vida con el mejor de  los precios,

ni se compra,  ni se vende su reflejo revela la imagen que.

¡Solo se conquista!

H.R

Compartir

Comentarios