Indiferencia

Indiferencia

 

Que sabes tú de mis silencios de mis soledades,

de mis quejas en penumbras,

de las lágrimas derramadas

cuando el cielo parece de bronce

las paredes de hierro y los corazones

de hielo por los que he suspirado.

 

¿Acaso cuando te has enterado

has hecho el máximo o mínimo esfuerzo

para que la depresión no me consuma

y la oscuridad no me cubra con su manto?

Solo te pregunto,

sé que no es tu obligación,

porque sí un reproche de ti he escuchado

ha sido en mi peor momento

con el que mi alma has lacerado,

 

el aliento me ha faltado aun las fuerzas

me abandonaron y la paz me has robado,

con acusaciones sin sentido.

 

Te has complacido con mi dolor y no conforme

has continuado mis faltas abundan con el tiempo

es cierto, en mi agonía a ti me he unido por cobardía;

 

quizás en otro momento lo hubiera negado

¿por qué no?

 

pero ahora consiente de mi oportunidad me he levantado

tengo algo incomparable con lo que tú no has contado,

misericordia divina esa nunca me ha faltado,

 

en mi angustia lo había olvidado,

mi lugar he retomado con heridas que han sanado

presentes me recuerdan que sola nunca me ha dejado.

Tus comentarios me inspiran y me ayudan a mejorar. Muchas Gracias